Muerte en los Andes

La muerte en el altiplano peruano tiene tres etapas, aquí trataremos la primera de ellas, “los anuncios de muerte en los andes”, están íntimamente relacionados con olores, sueños y  presencia de alguna fauna local, de generación en generación se ha transmitido en la población Ayavireña la experiencia de identificar y conocer estas señales que se presentan como anunciantes del fallecimiento de algún ser querido o conocido. El olor a zorrino, cuando el gallo canta a todas horas, la visita del taparaco negro, cuando se te cruza un zorro en el campo, cuando sueñas subiendo al tren o con dientes saliéndote de la boca, son algunos de los anunciantes de que alguien va a fallecer.

Yolanda Ccama

“Mi hijo me contó que en el campo le había cruzado el zorro y me dijo: “mamá, el zorro me ha cruzado, se ha metido entre mis piernas, de repente ya no vuelvo”. Prácticamente, él presentía que ya no iba a volver con vida. Yo no creía mucho en estas cosas, pero hay animales que anuncian la muerte en los andes, como el taparaco negro, el olor a zorrino, el gallo que canta a media noche, los perros que escarban de sus dueños la tierra. Es un aviso de que vas a tener un alma o que alguien conocido va a morir”.